Girl Power

Que tu salud no dependa de tus propósitos de año nuevo

FELIZ AÑO 2017 !!

Ya arrancamos con el 2017 y seguramente ya estás de regreso en tu vida normal con un montón de propósitos de año nuevo como inscribirte al gimnasio, bajar cierta cantidad de kilos, ya no comer comida chatarra, dejar de tomar refresco, entre muchos otros. Usualmente son fechas en las que quieres dejar atrás todo lo negativo y empezar con el pie derecho haciendo planes para todo y saturándote de cosas que hacer con lo cual no entregas tu 100% en ninguno de tus propósitos y no obtienes rápidamente los resultados que esperas, queriendo tirar la toalla en menos tiempo de lo que creías.

Solamente pregúntate ¿cuántas veces le has dedicado una uva al propósito de bajar de peso?

Por eso hoy quiero pedirte que NO hagas una vez más un propósito de año nuevo. Esta vez prueba algo distinto. Establece metas a corto plazo donde si puedas ver resultados en poco tiempo que te mantengan motivada. Mi invitación es a que aprendas a disfrutarte a ti misma. A disfrutar tus retos y a disfrutar incluso tus caídas. Si aprendes a disfrutar el camino, te aseguro que tendrás el resultado en menor tiempo del que tu crees.

Tu momento es AHORA y es más sencillo de lo que te imaginas. Te dejo 3 cambios sumamente fáciles para que des el primer paso y no haya marcha atrás:

  1. No te enfoques en la cantidad de kilos que tienes que bajar: esto solamente te va a frustrar. Plantea una estrategia con tu nutrióloga. Por ejemplo, si tienes que bajar 10 kilos, no los quieras bajar en 1 mes. No es sano. En lugar de eso, establece metas en lapsos de 3 meses, por lo que si tienes que bajar 10 kilos, divídelos en 3 meses y así solo tendrás que enfocarte en bajar 3 kg por semana. Lo cual te garantiza estar bajando grasa, sin estrés, transformando hábitos y sobre todo DISFRUTANDO.
  2. Come conscientemente: cada que tengas enfrente cualquier tipo de alimento pregúntate: ¿éste alimento va a traer un beneficio a mi organismo? Si tu respuesta lógica es no, entonces no lo consumas.
  3. Date permiso: no todo se trata de prohibir alimentos, nutrir tus emociones es igual de valioso que nutrir tu cuerpo por lo que es importante que una vez cada 15 días te des permiso de ir a tu restaurante favorito, de comer el helado que más te gusta ó de simplemente disfrutar de una copa de vino tinto, siempre y cuando lo hagas con medida cuidando y respetando tu cuerpo.
Con estos 3 pequeños pasos que introduzcas en tu día a día notarás cambios en tu estado de ánimo, en tu cuerpo y te sentirás mucho más enérgica y con todo el #GirlPower para lograr tus metas.]]>